Calabaza sofrita con trigo sarraceno y guacamole.

Hoy pensé que las ultimas veces que he comprado una calabaza he terminado haciendo sopa con ella. Qué hago con una calabaza? Hoy me propuse hacer algo diferente. Una manera de ver más la forma de este fruto, sentir más su textura y sabor sin muchos aderezos. Es un platillo muy fácil de hacer y ligero, ideal para un día caluroso. Para complementar el plato adherí trigo sarraceno, el cual contiene proteínas de alta calidad, guacamole (a mi estilo) y una ensalada sencilla.


Antes de ir al punto de interés, quiero aclarar cual es la calabaza. Mi confusión empieza porque en Colombia, dependiendo de la región lo llamamos diferente y muy seguramente en otras regiones también. En el sur de Colombia donde crecí, diferenciamos la calabaza del zapallo. Además en el centro y norte del país le llaman auyama. Pero para no entrar en este enredo opto por lo fácil; la foto.


Usé este tipo de calabazas y por eso pude obtener rebanadas grandes.


Para este plato usé este tipo de calabaza. Y estoy segura que con otras variedades el resultado será similar, aunque quizás el tiempo de cocción puede variar. Y sin introducir más, aquí va.


Ingredientes

(para 2 personas)


Calabaza sofrita

1/2 calabaza pelada y cortada en rebanadas

1 cucharada de ghee

sal

tomillo seco


Trigo sarraceno

200g trigo sarraceno

350ml agua

5 cucharadas de aceite de oliva

tomates secos en aceite

cebollino picado fino

sal


Guacamole

2 aguacates

1 tomate sin cáscara picado muy fino

1/4 cebolla picada muy fina

1/2 cucharadita de ají seco ( varía depende del gusto)

3 cucharadas de aceite de oliva

2 cucharadas de jugo de limón

cilantro picado

sal


Ensalada

2 tomates sin cáscara picados en cubos

1/2 pepino sin cáscara picado en cubos

1/2 limón exprimido

2 cucharadas de aceite de oliva

perejil

sal y pimienta



MANOS A LA OBRA


1. Colocar las rebanadas de calabaza al vapor por 10 minutos.


2. Cocinar el trigo sarraceno en el agua por aproximadamente 12 minutos. Una vez esté cocinado (revisa que esté suave), añade los tomates, el aceite de oliva, el cebollino y la sal. Revuelve bien y terminado el trigo sarraceno


3. Aplasta la pulpa del aguacate. Añade los demás ingredientes, revuelve y está listo tu delicioso guacamole. Nota: He usado ají en polvo por conveniencia ya que en donde vivo el ají es costoso y no es muy picante. Pero ideal sería usar ají fresco picado en trocitos muy muy pequeños. Y la cantidad depende de que tanto te gusta el picante.


4. Para la ensalada, mezcla todos los ingredientes.


5. Lo último para hacer es sofreír las rebanadas de calabaza. Para ello coloca el ghee en un sartén, precalentado y enseguida coloca las rebanadas. deja que se doren de un lado y luego del otro lado. Cuando estén doradas, colócalas directamente en el plato a servir y espolvorea sal y tomillo al gusto.


Con gratitud y alegría buen provecho!




Copyright 2020 Yogalibri by Giovanna Guerrero. All rights reserved.

  • Facebook Social Icon